4.5 C
Río Grande
25 julio, 2024

«No hay ninguna prueba contra de defendido» dijo el abogado de Amador

Te puede interesar

“Nunca se negó nunca a declarar. Accedió desde la primera medida luego de descubierto el crimen y ahora también aceptó responder preguntas. Fue sometido a un interrogatorio exhaustivo que duró más de 3 horas y Como hizo siempre volvió a declarar su inocencia

Entrevistado por la prensa, Luis Ricca fue categórico al afirmar que la Justicia no tiene “ninguna prueba” en contra de su defendido, dejando traslucir que el juicio concluirá con un sobreseimiento.


Consultado entonces acerca de cómo se elevó la causa a juicio y se dio inicio al debate el lunes último, habida cuenta que han transcurrido 13 años de un asesinato por el que su representado fue sobreseído en cinco oportunidades, Ricca lo atribuyó “al cansancio de la Cámara del Crimen de tener el expediente dando vueltas y lo elevó para que resuelvan los jueces del Tribunal Oral en lo Criminal”.


En concordancia con la proclamación de su inocencia por parte de Francisco Amador en cada una de las instancias acusatorias, Ricca destacó que “Amador no se negó nunca a declarar. Accedió desde la primera medida que se tomó luego de descubierto el crimen, cuando se lo llamó a prestar declaración indagatoria, luego ratificó sus declaraciones en la etapa de instrucción y ahora también aceptó responder preguntas. Fue sometido a un interrogatorio exhaustivo que duró algo más de tres horas por el fiscal, los abogados querellantes de la familia Ramos Zapata y terminó con las preguntas que le hizo el juez Juan Ramos Padilla. Como hizo siempre volvió a declarar su inocencia, su predisposición y su honestidad, y negó absolutamente su participación en el hecho”.


En referencia a la gran cantidad de testigos, amigos de Marianela en su mayoría, que declararon haber presenciado muchas y muy fuertes peleas entre la chica de 19 años y su novio de 24, por aquel entonces y el reconocimiento de Amador de tener un carácter propenso a los enojos por celos, el letrado lanzó una pregunta: “¿Quién que tenga o haya tenido una pareja o como en mi caso, un matrimonio de 36 años, puede decir que no ha discutido con la voz elevada o directamente a los gritos alguna vez?. ¡Somos gente grande!. Cualquier mortal en una relación entre mujer-hombre u hombre-mujer tuvo una dicusión así. En un juicio las reglas que se aplican son la apreciación de la prueba bajo la sana crítica. La sospecha es otra cosa. Y para llegar a una sentencia condenatoria hay que tener certeza, no sospecha. La más mínima duda obra a favor del imputado y es lo que se conoce como principio de inocencia”.


Sobre la hipótesis de robo que fue minimizada ante la saña con la que procedió el homicida, degollando a Marianela y apuñalándola 23 veces con un cuchillo que sacó del cajón de la cocina del domicilio de la chica, Ricca no la desestima en su línea de razonamiento: “Del departamento han desaparecido un montón de cosas y evidentemente el que entró, entró con la anuencia de la víctima. No era un desconocido”. En la causa consta que el asesino se llevó un juego de llaves, dos teléfonos celulares, una notebook, un reproductor de MP3, otro de DVD y una cámara de fotos.


Finalmente el abogado resaltó, con tono enigmático: “Hay un montón de cuestiones que se van a ventilar en el debate, pero por respeto a la víctima y a su familia, no voy a ser yo quien las dé a conocer. Los periodistas que están participando del juicio las advertirán durante el debate”.

Últimas Noticias